Crecí convencida de que el Ratón Pérez se alojaba en la despensa de mi abuela y que en el final de Caperucita era ella la que devoraba al lobo feroz. Mi abuela y mi madre como narradoras de historias crearon nuevos imaginarios para mí. Los imaginarios conciben roles sociales y estos, patrones de conducta. Esta máxima se entrelaza en mi escritura, donde predominan los personajes femeninos y donde hay dos temas recurrentes: el conflicto que surge entre el deseo de querer ser algo o alguien en un entorno que no te lo permite y el continuo cuestionamiento sobre palabras como patria, casa o familia.

No escribo desde la soledad de mi mesa. Sino que me valgo de una grabadora, hago entrevistas o desarrollo talleres de creación colectiva con una comunidad. El teatro documental o el teatro foro son las etiquetas para una dramaturgia contemporánea que parte del otro, hasta el punto de transcribir palabra por palabra como hago con las piezas verbatim, o generar estructuras participativas donde los huecos los rellena el público.

Escribo en fin, para poder viajar a sitios como Miami, Guayaquil, La Paz o Buenos Aires. Compartir la comida con sus gentes, perderme en sus álbumes familiares, escucharles, ser un poco ellos a través de su relato”

Publicaciones

Lucía Miranda - Publicación Alicias Buscan Maravillas

Alicias buscan Maravillas

Dentro del V Laboratorio de Escritura Teatral
SGAE | 2017

Lucía Miranda - Publicación Fiesta, Fiesta, Fiesta

Fiesta, Fiesta, Fiesta

V Programa de Dramaturgias Actuales
INAEM | 2016

Lucía Miranda - Publicación Nora1959

Nora, 1959

Autores en el Centro
Centro Dramático Nacional | 2015

Puta hormona. Puto virus.

#LaVentanadelDramático
Centro Dramático Nacional | 2020